Castleivar

Las últimas noticias del mundo de los negocios y la economía

EE UU trata de evitar su peor pescadilla: una escalada del conflicto en el Este Próxima en pleno año electoral | Internacional

EE UU trata de evitar su peor pescadilla: una escalada del conflicto en el Este Próxima en pleno año electoral |  Internacional

Nuevos desfiles en una semana. El secretario de Estado, Antony Blinken, trajo este viaje a Estambul en la primera etapa de su nueva y maratoniana gira por Oriente Próximo. Es la cuarta semana y la más complicada hasta el momento. Además de los objetivos de las visitas anteriores —presionar a Israel para que modere sus tácticas en Gaza y delinear el futuro de Francia tras la guerra—, en esta investigación se trata sobre todo de evitar que las crecientes tensiones en la región degeneren en un conflicto de muchos calado mayor y consecuencias impredecibles, justo cuando la campaña electoral de EE UU está a punto de comenzar.

Evitar la expansión de la crisis más allá de Gaza fue el gran objetivo de Estados Unidos desde el inicio del conflicto entre los intentos de Hamás del 7 de octubre y desde el inicio de la ofensiva israelí en Gaza como respuesta. Con el paso de las semanas, Washington reforzó su presencia militar en la región y el riesgo parecía relativamente contenido. Pero ahora los ataques a las milicias hutíes de Yemen en el Mar Rojo, el ataque con dron del número dos de Hamás, Saleh al Aruri, en Beirut y la hostilidad contra las posiciones de EE UU en Irak y Siria son hombres que se han rebelado con un fuego incontenible en la región, que desatará inevitablemente un Washington en pleno olor electoral. Es una perspectiva nefasta para Joe Biden justo cuando se juega la reelección en los cómics del próximo noviembre. El presidente que inició su mandato anunciando la retirada de Afganistán lo acabó con conflictos abiertos en Ucrania y Oriente Próximo.

“El riesgo es real y las preocupaciones grandes. Siempre tiene un lado real y la preocupación siempre tiene un lado grande. Por este motivo, el ritmo de actividad de esta administración para contrarrestar el riesgo de una escalada del conflicto se ha vuelto mayor desde el inicio de la crisis, señaló el portavoz del Departamento de Estado, Matthew Miller, al anunciar el viaje de Blinken.

El ataque de Washington a Israel

La escalada de tensiones se produjo también en un momento delicado en las relaciones entre Washington e Israel. Estados Unidos mantiene su apoyo a su conexión, tanto en declaraciones como en el envío de armamento: en apenas una semana la administración Biden quiso pasar al inicio del Congreso la aprobación de 147,5 millones de dólares (135 millones de euros) en municiones y tripulaciones para su compañero. Pero su irritación con el gobierno del primer ministro Benjamín Netanyahu es cada vez más visible. Esta semana, el Departamento de Estado condensó en un lenguaje particularmente exasperado las declaraciones de los ministros israelíes, Bezalel Smotrich e Itamar Ben Gvir, que pidieron el desalojo de Gaza por parte de sus residentes palestinos.

Preocupada por la aparición de los contecimientos, la Casa Blanca lanzó una diplomacia ofensiva durante todo el reglamento. Durante el viaje de Blinken, la visita anterior a Israel fue la semana del asesor presidencial Amos Hochstein, mientras que en Washington fue enviado a Oriente Próximo, Brett McGurk, y se reunió con el ministro de Relaciones Exteriores liberado por los miércoles.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

suscribir

“Regreso a la región para participar en más actividades diplomáticas sobre la situación en Gaza. “Haré un seguimiento inmediato de la protección de vidas civiles y trabajaré intensamente con nuestros socios para garantizar la liberación de las personas y la entrega sostenida de ayuda humanitaria a Gaza”, escribió Blinken en X, el antiguo Twitter, inmediatamente antes de emprender el viaje a Gaza. Pavo.

Su misión va más allá, según el Departamento de Estado. “Encontraremos mecanismos urgentes para detener la violencia, calmar la retórica y reducir las tensiones regionales, incluyendo disuadir los ataques a cabañas contra tiendas comerciales en el Mar Rojo y evitar una escalada en el Líbano”, se informó en el anuncio del viaje.

El jefe de la diplomacia estatal visitará también Turquía y la isla gris de Creta, los Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudita, Israel, Cisjordania y Egipto. “No esperemos que todas las conversaciones en esta ronda sean fáciles. Obviamente, la región presenta cuestiones complicadas y decisiones difíciles a medida que avanza”, reconoció el portavoz del Departamento de Estado, Matthew Miller.

En Israel, Blinken prevé subrayar “la necesidad de hacer más para aliviar las tensiones en Cisjordania”, pedir “medidas inmediatas para aumentar sustancialmente la ayuda humanitaria a Gaza” y abordar los planes del Gobierno para la “transición a la siguiente fase” de las operaciones. ”, según el portavoz.

Estas serán algunas de las conversaciones más esperadas de la gira. Israel encontró la solución de dos Estados aceptando a Estados Unidos y estableciendo una administración civil palestina en Gaza manteniendo al mismo tiempo el control militar del territorio. Asegúrese de continuar su ofensiva y reclamar a Washington que le dará a Hezbol el fin de sus lanzamientos de camaradas desde el Líbano al norte de Israel y una retirada al norte del río Litani. Esta semana Hochstein advirtió que había pasado el tiempo para esa mediación y mejora en un golpe a las milicias que habían sido redesplegadas por Irán.

Hora de la democracia

Washington entiende que todavía hay tiempo para la diplomacia. “Por lo que sabemos, no hay un deseo claro de que Hezbolá vaya a la guerra con Israel, y viceversa”, señaló esta semana un alto miembro de la administración, que ha rebajado la condición de anonimato.

Pero al mismo tiempo, Estados Unidos está soportando su postura militar. Aunque retiró uno de los dos portaaviones que había enviado a la zona al inicio del conflicto, el GerardoFordmantiene el Eisenhower y un grupo de aviones de combate, así como aviones y soldados adicionales con los que han sido reforzados.

Esta vez disparó contra el líder de una milicia Chii en Bagdad, algo que provocó la furia del gobierno iraquí. El Primer Ministro Mohamed Shia de Sudán anunció la creación de un comité para planificar el ascenso de las fuerzas de la coalición internacional del país.

En el Mar Rojo, Estados Unidos ha formado una coalición de aduanas de más de un país para proteger a los comerciantes de dólares de los ataques a sus chozas, más de 25 años después de que comenzara la crisis. A principios de esta semana, la coalición emitió una severa advertencia contra nuevos ataques y prometió que aquellas milicias incluso repelidas por Irán “sufrirán las consecuencias” si se repiten los enfrentamientos. “No esperen un segundo mensaje”, señala al respecto el citado cargo.

Pero los jóvenes de esas milicias lanzaron un agujero no triple lleno de explosivos en el Mar Rojo por primera vez desde que comenzó la crisis. No se saltó ningún barco, como señaló el Pentágono, pero contribuyó a elevar aún más la temperatura en la región. El gran temor de Washington es que alguno de estos intentos haya logrado capturar algunos barcos mercantes, algo que supondría una grave escalada.

La Casa Blanca se asegurará de actuar con decisión para proteger los intereses de Estados Unidos y de sus ciudadanos, pero no querrá contribuir a resolver una situación en la que podría verse obstaculizada por un mayor protagonismo en Oriente Próximo.

“Actuaremos de manera muy contundente en lo que concierne a cualquier amistad contra nuestro pueblo o nuestros intereses. También lo hicimos de una manera muy inteligente, lo que potencialmente no nos encerró en las profundidades de una situación que juega a favor de estos grupos” apoyados por Irán, que llevan la gran carga.

Sigue toda la información internacional en FacebookXo en nuestro boletín semanal.

Regístrate para seguir leyendo

lee sin limites

_


Avatar photo

Jesus Manuel Sanchez Delgado

Entradas relacionadas

Read also x